¿QUÉ ES EL POWERLIFTING O LEVANTAMIENTO DE POTENCIA?

deadlift

El levantamiento de potencia, (powerlifting) es un deporte de fuerza que consiste en tres eventos: la sentadilla (squat) el press de banca (bench press) y el peso muerto (deadlift).

Las primeras competencias de levantamiento de potencia modernas comenzaron en la década de 1960 y es para hombres y mujeres. En 1972 se creó la primera federación que rige el deporte, la Federación Internacional de Potencia (International Powerlifting Federation, IPF).

A diferencia de la Halterofilia, donde los movimientos son desde el suelo hacia la cabeza, los movimientos del levantamiento de potencia realizan una menor trayectoria, aunque ambos deportes requieren de mucha fuerza. La halterofilia es un deporte en la que se usa mucho más la técnica y la fuerza-velocidad, en el levantamiento de potencia se usa más la fuerza máxima.

El levantamiento de potencia está reconocido por el COI aunque aún siguen los trámites para que el deporte participe como deporte de exhibición en los Juegos Olímpicos. Hasta ahora el levantamiento de potencia solo califica como deporte paralímpico en los Juegos Olímpicos.

 

ORÍGENES

Existen pocos documentos que revelen el principio del levantamiento de potencia como deporte organizado pero, considerando que es un DEPORTE DE FUERZA que lucha  contra la gravedad, puede aventurarse la hipótesis de que en la Edad de Piedra ya se realizaban los primeros pesos muertos, no con una barra y unos discos equilibrados, como en la actualidad, pero sí con distintos objetos de trabajo como troncos o piedras. El levantamiento de potencia empieza a practicarse a finales de los años cincuenta del siglo pasado, en los míticos gimnasios de culturismo que tan de moda se empezaban a poner en los Estados Unidos. Al principio era una manera de demostrar la evolución de la fuerza sin tener que realizar los complicados movimientos de la halterofilia, pues resultaba mucho más cómodo realizar movimientos como las sentadillas, press de banca y peso muerto que los míticos dos tiempos y arrancada.

Por otra parte, con esta práctica se podían trabajar todos los grupos musculares, lo que conllevaba a que los atletas fueran cada vez más fuertes y de aspecto más muscular. Comienzan a realizarse competiciones a nivel particular, primero en los gimnasios, entre compañeros. Más adelante empiezan a surgir pequeños torneos entre varios gimnasios para competir entre sí. Pero hay que avanzar hasta mediados de los años sesenta para encontrar la primera competición nacional de Estados Unidos. En esa época el levantamiento de potencia llega a Europa, pero exclusivamente a algunos gimnasios de Inglaterra, lo que conllevó a que, en 1971, se acordase organizar el primer Campeonato del Mundo. La participación fue muy reducida y los deportistas corrieron a cargo exclusivamente de Estados Unidos e Inglaterra. Pero eso fue sólo el principio; un año más tarde, el 11 de noviembre de 1972, se funda la Federación Internacional de Powerlifting (IPF) en Pensilvania. La evolución fue lenta pero, poco a poco, se va extendiendo por Europa, y el 14 de mayo de 1977 se funda la Federación Europea de Powerlifting (EPF) y se celebra, en Birmingan (Gran Bretaña), el primer campeonato de Europa, en abril de 1978. Para entonces la práctica del levantamiento de potencia era ya una realidad deportiva, lo que no tardó en extenderse al resto de los continentes. En la actualidad la IPF cuenta con más de 75 países afiliados.

 

EL POWERLIFTING EN ESPAÑA

En España, la historia de powerlifting comienza de forma paralela a la internacional. Las primeras competiciones se celebran al comienzo de la década del sesenta. Eran un poco peculiares, puesto que los concursantes competían en la modalidad de powerlifting y, acto seguido, en la de culturismo. El motivo, en realidad era, el de poder practicar este último, puesto que en España, por esa época, y debido a la situación política, era casi imposible que se permitiera organizar un concurso de culturismo; resultaba, pues, más asequible organizar un concurso de fuerza. Las primeras competiciones se llevaron a cabo en Barcelona, Bilbao y Madrid.

El primer campeonato de España se celebró en Sevilla, en 1971, pero no tuvo continuidad puesto que sólo se organizó durante dos años seguidos.

En 1974 se realiza en Tarragona otro campeonato de España, pero no se hizo bajo ninguna organización ni reglamento concreto.

Poco a poco se van consiguiendo más practicantes por el ámbito nacional, y a las tres ciudades ya citadas se van uniendo otras como Valladolid, Salamanca, Marbella, Santiago de Compostela y Talavera de la Reina, donde se acuerda celebrar el campeonato de España bajo la reglamentación de la IPF. El mismo tuvo lugar durante los días 31 de marzo y 1 de abril de 1979, en la ciudad madrileña de Móstoles, con la aprobación de la Asociación Española de Culturismo, la cual, desde 1979 hasta 1983, organizó los campeonatos.

En 1984 se fundó la Asociación Española de Powerlifting (AEP), único organismo reconocido por las Federación Internacional y Europea de Powerlifting. Desde entonces hasta la actualidad se ha encargado de la organización de todo lo relacionado con este deporte en nuestro país.

 

Tenemos grandísimos competidores españoles y españolas; futuras promesas y personas tremendamente fuertes; desde aquí os animo a que divulguéis y fomentéis este deporte tan hermoso.

 

Fuentes, información y sitios de interés:

Asociación Española de Powerlifting (AEP)

Presidente AEP Luis Tudela

Julio Jiménez Zancajo (Técnico de Powerlifting)

http://www.powerhispania.net/Noticias/Cronica_Campeonatos_RAW.pdf

http://es.wikipedia.org/wiki/Levantamiento_de_potencia

http://www.powerhispania.net/

 

 

Anuncios